jueves, 5 de marzo de 2009

COMPLICACIONES DEL PARTO


COMPLICACIONES DEL PARTO

Las complicaciones durante el parto pueden incluir sangrado vaginal durante la primera etapa, tasa cardiaca anormal del feto, desproporción entre su tamaño y la abertura pélvica o presentaciones y posiciones anormales del feto incluyen, presentación de frente, presentación de cara, presentación de frente, presentación de hombros o presensación de nalgas (cuando los glúteos preceden a la cabeza). En ocasiones los pies se presentan antes que los glúteos. Todos estos tipos de presensación requieren de atención experta, y hay ocasiones en que la operación cesárea es indispensable para proteger al bebe.


Ø Presentación de nalgas


El bebé está en una postura inversa y lo primero que asoma son sus nalgas. Dado que la cabeza está en forma inversa y que los procesos respiratorios comienzan a activarse, existe el riesgo de que el bebé sufra una anoxia, es decir, una falta de oxígeno por dificultades respiratorias, pudiendo provocar con ello alguna falla cardiaca o neurológica.


Ø Cesárea



Dado que puede haber algunas otras complicaciones como el rompimiento del saco amniótico sin trabajo de parto, una mala postura del bebé o un parto inducido por algún accidente, en ocasiones es necesario recurrir a una cesárea. Se aplica anestesia local a la madre para tenerla consciente, de la cual poca llega al bebé, teniendo casi siempre un parto exitoso. La problemática de la cesárea radica en que se necesita un periodo más largo de recuperación en la madre con respecto a un parto normal.



Ø Niños prematuros



Existen dos criterios para denominar a un niño como prematuro, siendo el primero el notar el nacimiento del mismo antes de las 35 semanas de gestación, siendo el segundo indicador el hecho de que el bebé sea pequeño con respecto a su fecha de nacimiento, es decir, este punto va en función del periodo de gestación en el que se encontraba. El gran problema de los niños prematuros es su adaptación al mundo por la falta de desarrollo dada por una anticipación del parto, siendo la temperatura el factor de mayor riesgo, ya que les es más complicado regularla, por ello se les coloca en incubadoras para controlar este aspecto. También llegan a existir consecuencias a largo plazo, como por ejemplo el hecho de que su sistema inmunológico es más débil y por lo tanto están más propensos a las enfermedades.








Ø Niños de alto riesgo


Los niños de alto riesgo, es decir, los que nacen con discapacidades físicas, plantean problemas similares a los de los bebés pre término. Se producen problemas de desarrollo que reducen su capacidad para comunicarse, dando lugar a niños apáticos, exigentes o confundidos. Las consecuencias psicológicas se extienden tanto a los padres como a los niños, dado que los papás suelen mostrar un periodo de "duelo" por la espera del niño "perfecto" que nunca llegó, además de que ello provoca una falta de apego hacia el niño, afectando su autoestima de inmediato.




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada